ESTE BLOG NO TIENE RELACIÓN CON "PROGRESISTAS DE RISARALDA" NI CON OPORTUNISTAS DE TAL CALAÑA

Búsqueda

sábado, 31 de marzo de 2012

La Huelga General: un éxito que ha de continuar

Tras bastantes meses de incertidumbre, tras meses de grandes movilizaciones protagonizadas por la juventud y la clase trabajadora como el 15M; llegó la Huelga General del 29 de marzo.

Esta vez con un cambio cualitativo en el ambiente. La experiencia de los acontecimientos en Francia, Egipto, EEUU y en el propio Estado Español ha llevado a la clase obrera española a un paso por delante. Ya no se trata de tirar la Reforma, se trata de tirar al Gobierno.
Como recordaréis los sindicatos franceses podrían haberlo hecho, incluso haber planteado una alternativa al propio sistema. Sin embargo los dirigentes sindicales frenaron la lucha de tal forma que continúan los problemas de la juventud y la clase obrera francesa. En Egipto han conseguido tirar a Mubarak, pero aquí la revolución ha empezado una fase dura y difícil: hay que tirar abajo al sistema burgués.

¿Y aquí en España? La Huelga General es sólo el principio y, como analizaremos ahora, pese a la rabiosa actitud de la reacción la huelga ha sido un éxito.

LA HUELGA GENERAL

Como referencia El País, precisamente no es que sea un periódico bolchevique, ha destacado la huelga en la Industria y transporte. En Madrid, que se había negociado unos servicios mínimos de un fin de semana (intervalos de 7-9 min), al final los sindicatos consiguieron parar más trenes hasta situarse entre los 10 y 20 minutos. En Industria el paro fue total. Y en educación masiva no sólo en la educación pública sino también en la concertada. Esto se debe a que, por mucha proliferación de concertadas que haya, la composición de clase de la zona, y por tanto de los alumnos, es determinante. Las contradicciones en este tipo de centros son más fuertes y eso ha contribuido al paro en dichos centros. 

En cuanto al pequeño comercio ha sido muy desigual. En zonas como Chamberí, dependiendo también de la zona dentro del distrito, se han visto barrios más afectados que otros. Eso sí, hubo la llamada Huelga de Consumo. 

Aunque, por la composición y la estructura económica, el pequeño comercio no es lo determinante sí que e es cierto que se podría haber parado con más organización y determinación de las fuerzas. Uno de los problemas que más comentaban haciendo piquete era relativo al gasto que tenían que soportar. Nosotros dábamos una alternativa: que la próxima vez hagan colectas en asambleas explicando su situación. 

La CEPYME y la CEOE no apoyan al pequeño comercio. La burguesía no compra en estos comercios, es precisamente la clase obrera la que compra. Por tanto, como conclusión, la única forma de defender el pequeño comercio es defendiendo a la clase obrera. Nosotros los marxistas no queremos expropiar el pequeño comercio ¡De eso ya se encarga el propio capitalista!
Hay que tener en cuenta que muchos de esos comerciantes, si las cosas van mal, se van a proletarizar en el mejor de los casos; a convertirse en trabajadores. Por tanto, temen las reformas del PP. ¿Pero debemos de defender a ultranza al pequeño comercio permitiendo medidas contra los trabajadores? Ni mucho menos, al contrario defender a los trabajadores permitirá aumentar la consumición de los productos del pequeño comercio. La clase obrera, tanto en la producción como en el consumo, es la vanguardia sobre las demás clases oprimidas. 

Al acabar los piquetes, en torno a las 12h, empezaron las manifestaciones por barrios. Especialmente en los barrios obreros fue determinante el ánimo combativo de la gente.

Posteriormente, teníamos que tener el espectáculo de Cibeles. Se habían concentrado gente normal y, al fondo, se podía ver una bandera negra... la del bloque negro... el bloque que ayuda  a la reacción montando follón. Los antidisturbios estaban preparados para cargar, pero las masas (los verdaderos trabajadores que estaban en cibeles más los que llegaban de Atocha) limpiaron la plaza tanto de lumpenes como de policías. Esto permitió que la manifestación continuara hacia Sol y, sobre todo, que se mostrara de forma manifiesta la fuerza de la clase trabajadora. 
De ahí la respuesta rabiosa de Aguirre... ¡Caerás tú antes presidenta! ¿O deberíamos poner "presidenta"?

CONTINUAR LA LUCHA: ¡HABRÁ MÁS HUELGAS!

Ya en el propio discurso de la Bella y la Bestia (Toxo y Méndez) han dejado claro que dejan un margen al gobierno. Hasta los líderes del PSOE y la oposición de izquierdas en Galicia hablan de lo mismo. ¡Es repugnante!
Sin embargo, la lucha no es un grifo que puedas abrir o cerrar. La movilización ha empezado a fluir de nuevo y ahora no va a haber quien lo pare. La consigna surrealista de ¡Mariano, Mariano; no llegas ni al verano!; aunque remarco el surrealismo de la consigna por la dificultad objetiva dadas las circunstancias; refleja dos cosas: 1) la gente ve al gobierno suspendido en el aire; no tiene fuerza ni legitimidad y 2)Quieren tirar al gobierno, la monarquía y el capitalismo; que van de la mano en el Estado Español.

Las bases en los distintos partidos de la izquierda han de configurar el programa necesario de cara a la tarea más importante: la transformación socialista de la sociedad. Las bases del PSOE están totalmente legitimadas para tomar las calles y participar en la lucha sin miedo. Ahí, en la calle, los militantes de base verán como los dirigentes del partido están engañando a su propia militancia con giros oportunistas. Hay que forzar un giro a la izquierda en el PSOE, un giro real y no de maquillaje.
En torno a IU, tres cuartos de lo mismo. Lo que pasó en Extremadura, y sus consecuencias, deberían servir de advertencia y no deben tener ningún tipo de reparo en exigir un programa de izquierdas. Es más, orientarse hacia las bases del PSOE, eliminando el sectarismo existente por parte de IU al PSOE y viceversa, debería ser una de las tareas de IU. 

La organización de la próxima Huelga, que no sólo el pegar carteles y repartir panfletos, debe ser una tarea de todos sin esconder siglas ni tampoco tapar la de los demás. Que las organizaciones de la izquierda puedan participar de forma activa es positivo en cuanto a las fuerzas organizadas que tiene. 

El capitalismo no tiene nada que ofrecernos. Se ha convertido en un sistema parasitario como lo fue el esclavista o el feudal por parte de la clase dominante contra la clase dominada. Y aquí podemos actuar de dos formas: o como los ilustrados burgueses que no cambiaron nada mediante su reformismo o como la burguesía revolucionaria que tomó el poder estatal y consiguió aplicar su programa. ¡Aquí lo mismo! O actuamos como reformistas que no van a cambiar nada o como revolucionarios que transformaran la sociedad. 

No hay comentarios:

Formulario de contacto

Nombre

Correo electrónico *

Mensaje *